etapa de gateo

Gatear para mejorar la lectura y prevenir la dislexia

etapa de gateo

Cada etapa en el desarrollo de un bebé es necesaria. En cada una de ella el peque consigue unas capacidades tanto físicas y mentales como cognitivas, que construirán su forma de ser y de afrontar la vida que tiene por delante.

Hoy hablamos de la etapa del gateo. Una etapa que no todos los bebés pasan, bien porque a algunos padres les da reparo dejarlos por el suelo a merced de “gérmenes” y suciedad o bien porque los sobreestimulan y se saltan completamente esta etapa pasando directamente a andar.

Sin embargo, saltarse esta etapa, no es beneficioso ni una prueba de madurez, ya que, como los psicólogos indican: saltarse esta etapa sería una de las fuentes de retraso en el aprendizaje de la lectura, trayendo al mismo tiempo problemas de dislexia.

La importancia de los puntos de referencia espacial

Los puntos de referencia espacial tienen mucha importancia y en la etapa del gateo es cuando más se adquieren. Cuando un bebé está tumbado o de pie, mira en paralelo a su cuerpo y no tiene que hacer ningún esfuerzo visual; mientras que, cuando está en posición de apoyo sobre pies y manos ( a cuatro patas) necesita mirar también de arriba abajo, flexionando y extendiendo la cabeza. Esta posición permite a las cervicales ser más elásticas y adaptar la vista. Así, si el bebé no pasa la etapa del gateo, “tendrá dificultades para adoptar la posición habitual de lectura de un libro, por ejemplo, y en consecuencia menos facilidad para aprender a leer y para amar la lectura, seguir una línea , ir de derecha a izquierda y de una frase a la de más abajo” escribía el pediatra L. Rossant.

Esto no quiere decir que todos los niños tendrán esas dificultades, solo indican que saltarse esa etapa es un factor de riesgo suplementario. Aún así , si está en nuestras manos ayudarle ¿Porqué no hacerlo?

¿Cómo ayudarle?

Todas las etapas en el desarrollo de nuestro bebé están ligadas unas con otras. De hecho, ya en el momento que das a luz, el pediatra del hospital coge a tu bebé por debajo de las axilas y deja que sus piernecitas “pedaleen” en el aire. Es un movimiento reflejo que hace funcionar los centros nerviosos que controlan la actividad motora (la marcha). Puedes ver también cómo pedalea en el aire moviendo sus piernas a derecha e izquierda cuando le estas cambiando el pañal por ejemplo, demostrando que neurológicamente ya está en la etapa de la marcha.

bebe comienza a gatear

Para la parte física es cuando la mamá entrará en juego. Cuando el bebé está despierto, es bueno poner al peque algunos minutos de barriga (y siempre vigilado por la mamá), con este simple truco podremos ver los avances que experimentará el bebé:

  • A los dos meses ya será capaz de despegar los hombros del suelo.
  • A los 6 meses levantará el tronco.
  • A los 7 meses será capaz de mantenerse sobre una mano y con la otra intentará coger los objetos que le habrás puesto delante.
  • Con 10 meses bebé ya despegará su barriguita del suelo y empezará a apoyarse sobre sus manos y rodillas.

Todos estos esfuerzos le habrán valido para tonificar su columna y le ayudará para la siguiente etapa: ponerse en pie.
Durante la etapa del gateo comenzará a explorar el mundo a una distancia muy parecida a la que tomará luego al coger un libro para leer ( el largo de su bracito en este momento es, mas o menos, el largo de su brazo plegado cuando tenga 6 o 7 años), esta etapa le ayudará también a sentirse autónomo y sus mano sobre el suelo le harán sentir sensaciones y texturas que le serán muy útiles a la hora del trazo (escribir y dibujar).

Así que mamá no prives a tu bebé de la fase de gateo. Pon una bonita y colorida alfombra de juegos en su cuarto o en el salón , tírate al suelo con él y disfruta de sus progresos y juegos.

 

Deja una respuesta